En artificial solo se pudo empatar

En artificial solo se pudo empatar

Dominio sin premio del Rayo B, que ha de conformarse con igualar sin goles ante el Villaverde San Andrés en el campo 4 de la “City”.

Lo intentó con todo el Rayo B, pero no fue capaz de anotar en su propio césped artificial y ha de conformarse con el empate (0-0) frente a un rocoso Villaverde San Andrés que fue de más a menos.

La gran novedad para el encuentro, más allá de los onces que presentaban ambos equipos, fue el terreno de juego, pues a petición de los jardineros del Rayo se decidió abandonar para este partido el campo 5, en pro de que mejore su estado, y jugar en el campo 4, de terreno artificial ya añejo y sufriendo aun las consecuencias de una semana de fuertes lluvias. Así, los primeros minutos fueron de control del Villaverde, o por lo menos, se jugaba a lo que más le convenía a los visitantes. La pesadez del tapete no ayudaba nada a que se pudiera hacer el fútbol de toque propio del Filial de la Franja, lo cual derivó en un primer tiempo en el que el balón pasaba rápida y peligrosamente de un área a otra sin apenas tiempo para reaccionar. El planteamiento defensivo verde, que apenas se vio afectado por la prematura lesión y sustitución de Viti en el minuto 13, unido a una fuerte presión que se fue diluyendo con el paso de los minutos, les hizo ser dominadores durante los primeros 20 minutos.

Según nos acercábamos a la media hora, logró el cuadro franjirrojo recuperar el control del juego merced a dos oportunidades claras que no llegaron a cristalizar. La primera, un robo de Sergio Benito en campo rival que propició una contra que acabaría con disparo escorado de Raúl Hernández que rechazó Nacho a la frontal, donde Arangó remató fuerte y el balón acabó en córner rebotado por un defensor. La segunda, más clara imposible. Una internada de Jean Jules por el costado del área acaba en centro cerrado que Nacho palmea, dejando la pelota muerta en el área pequeña y la portería desprotegida, pero Hornero no logra enganchar bien el cuero y, con todo a favor, acabaría rematando fuera. Esto daría paso a un buen manojo de ocasiones rayistas, principalmente a balón parado, de entre las cuales habría antes del descanso dos de balones muertos en el área chica villaverdina que nadie acertaría a rematar. Al llegar el descanso, abandonaba el Rayo B el césped artificial con la sensación de haber sufrido (aunque fuera poco) al principio y haber perdonado al final.

La segunda parte no fue sino un monólogo vallecano. El asedio iniciado en el tramo último del primer tiempo se complementó con una defensa excelente, comandada por un imperial Villalón, que cortaba los pocos balones que les llegaban a los delanteros del “Botti” antes siquiera de estar cerca del área. Eso en lo poco que estuvo el balón en terreno local. En ataque, sin embargo, no era el día del Rayo B. Para intentar dar mordiente arriba, Luis Cembranos agotó los cambios antes del 60, dando entrada a Mena, Villacañas y Bolaños por Arango, Manrique y Benito; y si bien se ganó en control y posesión, costaba mucho superar la muralla defensiva en torno al área visitante. Eso no quita que se tuvieran claras ocasiones, como una tercera de balón muerto en área pequeña que increíblemente no se puede rematar o un disparo escorado de Bolaños en carrera que se estrelló en la base del poste. Parecía claramente abocado al 0-0 un partido no muy vistoso en cuanto al juego pero si bastante limpio, como demuestra que solo se mostrase tarjeta amarilla a dos jugadores del Villaverde, Pirri y Fargallo, y ambas por protestar. Se pasó el 90 y el tiempo de descuento y el Filial de la Franja lo intentó hasta el final, teniendo Villacañas una buena oportunidad en la última jugada en un disparo que golpeó la red por fuera. Pero llegó el pitido final y el marcador se quedó inmóvil.

Un césped artificial pesado, un rival muy serio defensivamente y la falta de pegada obligan al Rayo B a tener que conformarse con repartirse los puntos frente al Villaverde. Así, el Filial de la Franja suma 48 puntos y se queda en 4ª posición, todavía en puesto de playoff pero empatado con el Pozuelo, que se coloca en 5º lugar. Toca ahora una semana importante, pues el miércoles se completa el partido suspendido frente al Santa Ana y el domingo hay que visitar a El Álamo en el Facundo Rivas.

FICHA TÉCNICA

Rayo Vallecano B: Alberto “Chino” (p.), Mario Hernández, Pipe Sáez, Dani García, Villalón, Jean Jules, Raúl Hernández (cap.), Hornero, Sergio Benito (Bolaños m.58), Arango (Jesús Mena m.53) y Manrique (Villacañas m.53).

No utilizados: Dani Merino (p.s.) y Dani Ramos. Entrenador: Luis Cembranos.

Villaverde San Andrés: Nacho (p.), Parra, Viti (Fargallo m.13), Fran, Vidal, Durán, Moha, Pirri (cap.), Nouaman (Odera m.82), Dani Gail (Perea m.72) y Riaco.

No utilizados: Vargas (p.s.) y Felipe. Entrenador: Roberto González.

Árbitro: Sr. Rodríguez Sánchez. Amonestó a Pirri y a Fargallo en el Villaverde.

Goles: 0-0.

Ciudad Deportiva Fundación Rayo Vallecano, unos 300 espectadores. Partido correspondiente a la 26ª jornada del Campeonato Nacional de Liga, Tercera División, grupo VII. Mañana soleada y fría. Césped artificial en malas condiciones para la práctica del fútbol.

Informó Jorge Morales García. Imagen de Iván Díaz.