Benito rescata un punto

18/03/2017
Benito rescata un punto

Más emoción que fútbol en el empate a un gol entre Rayo Vallecano y Unión Adarve en el duelo juvenil de División de Honor.

“El Unión Adarve es un equipo rocoso y aguerrido al que es muy complicado ganarle. Nos va a plantear un partido complicado y tendremos que hacer las cosas muy bien para poder derrotarles”. Esta frase la podría haber firmado perfectamente antes del partido Ángel Dongil o Emilio Moreno, entrenadores del Rayo Vallecano juvenil A y B respectivamente, que hoy tenían doble duelo frente a los de la Vereda de Ganapanes. Lo cierto es que esta frase es válida para cualquier entrenador rival que se enfrente al conjunto del Barrio del Pilar, desde prebenjamines hasta el equipo senior.

Esta tarde hemos asistido en la Ciudad Deportiva del Rayo Vallecano a una puesta en escena por parte del Unión Adarve tal y como era previsible. Un conjunto que ha presionado la salida del balón del equipo franjirrojo, que defendían muy juntitos y se cerraban por el centro a la perfección. Ya sea por mérito de los visitantes o por demérito del conjunto local, el Rayo Vallecano no se ha encontrado nada cómodo en los primeros 45 minutos y apenas ha inquietado el marco defendido por Otero.

Si hay que usar una palabra para definir el juego de ambos equipos en el primer tiempo, esa palabra sería aburrido o feo. Mucho centrocampismo, poco juego por banda (Mario debe promediar unas 10 subidas en cada tiempo y hoy ha estado inédito en la primera parte) y con los porteros como meros espectadores.

La segunda mitad ha sido radicalmente opuesta y en parte gracias al tempranero gol de Killer para los visitantes, que aprovechaba un barullo en el área a la salida de un córner para batir a Luis Carlos. Parece que el gol espoleó a los pupilos de Angel Dongil y poco a poco fueron llegando al área del Adarve con mayor peligro, gracias a sendos disparos de Sergio Benito (hoy el más enchufado) y José Ricardo desde 30 metros. Surtieron efecto también los cambios efectuados en los locales y la entrada de Jorge y Rodrigo dieron al equipo más presencia ofensiva.

En el minuto 75 en una jugada bastante protestada por los jugadores del Unión Adarve y tras una serie de rechaces, Sergio Benito hacía el gol del empate para los vallecanos. Quedaban 15 minutos, tiempo más que suficiente para que el marcador se moviera de nuevo y si no es por un mano a mano que salva Luis Carlos en una estirada felina, arrebatando el balón de los pies al delantero rival o la falta de puntería de Machuca o Rodrigo, la victoria hubiese caído de un lado o del otro.

Cabe destacar al capitán rayista, Manrique, que jugó los últimos 20 minutos lesionado en la rodilla, cojeando ostensiblemente y que aguntó hasta que pitó el colegiado el final ya que no podían hacer más cambios. Con todo y eso, en el minuto 92 tuvo un par de ocasiones de haber anotado el segundo gol para los suyos. Esperemos que no sea nada y la semana que viene pueda estar disponible para la visita del equipo al CD Diocesano.

Por último, hago una petición a quien corresponda: si el partido se juega a 30 grados y en el campo cuatro como hoy, por favor faciliten a los chicos una equipación de manga corta y no les hagan jugar con manga larga como hoy.

Texto: Alberto Leva

Foto: Iván Diaz