Ana de Arco

25/11/2018
Ana de Arco

Victoria del Rayo Femenino ante el Sporting de Huelva en la tanda de penaltis de los Octavos de Final de la Copa de la Reina. La guardameta Ana Valles ha sido la auténtica protagonista al detener hasta tres lanzamientos en la tanda.

Cuentan los libros de historia que en 1429 Juana de Arco consiguió que el príncipe Carlos accediera a confiarle el mando de un ejército de cinco mil hombres, con el que la guerrera francesa consiguió derrotar a los ingleses y levantar el cerco de Orleans. La joven guerrera fue la encargada de expulsar a los ingleses de territorio francés, convirtiéndose en toda una heroína para sus compatriotas.

En diferente contexto, y con menos guerreras a su cargo, en la mañana de hoy ha emergido la figura de una joven gijonesa para guiar al ejercito franjirrojo de Irene Ferreras a la posibilidad de librar una nueva batalla próximamente en Copa de la Reina. Nuestra arquera Ana hoy se ha convertido en Ana de Arco y, además de completar un gran partido, ha sido capaz de detener tres de los cuatro de los lanzamientos de penaltis al Sporting de Huelva, dando la clasificación a su equipo para cuartos de final de Copa de la Reina.

La mañana no acompañaba en lo climatológico en la Ciudad Deportiva del Rayo Vallecano, el frío y la amenaza de lluvia estaban en un ambiente poco propicio para disfrutar de un gran día de fútbol. Lo cierto es que tras 120 minutos de partido, la emoción y los vuelcos que ha dado el marcador han compensado el poco fútbol ofrecido por ambos equipos. En defensa de ambos equipos hay que decir que es el tercer partido que afrontan en un margen de siete u ocho días y eso se ha notado mucho en las piernas de las jugadoras, especialmente en las de las rayistas que hicieron el jueves un esfuerzo titánico.

El Rayo Vallecano iba a presentar varios cambios en su once inicial aprovechando Irene el duelo copero para dar minutos a jugadoras como la propia Ana Valles, Emma Marqués o Jeni que gozan de menos minutos habitualmente. De hecho, los de hoy han sido los primeros minutos de la temporada para Jeni y ha visto como se tenía que retirar lesionada en la primera parte tras la jugada en la que ha cometido penalti. A pesar de que la brava jugadora rayista ha intentado volver al terreno de juego, el tobillo le ha dicho basta y no ha podido recuperarse.

Últimamente los partidos en la Ciudad Deportiva son un vaivén de alternativas tanto en el juego como en el marcador y hoy no ha sido uan excepción. A los cinco minutos de juego, Jeni iba a dar una clase magistral de cómo golpear un balón en el saque de una falta, llegando el cuero a Carla Guerrero que como si de una auténtica delantera, iba a pararlo con el pecho, a acomodarse el balón y a soltar un derechazo desde la frontal del área ante el que nada podía hacer Albina. Primer gol con la camiseta franjirroja de “la Jefa” que en la nueva demarcación en el centro del campo parece mostrarse muy cómoda y el equipo gana en consistencia en la medular.

El partido estaba siendo del Rayo Vallecano que hoy jugaba con cuatro jugadoras en defensa (Marta y Camila en bandas y Andújar junto a Jeni en el centro), dejando una dupla por delante formada por Carla y Pili con Emma jugando por delante de ambas, dejando en ataque a Iris y Sheila en los costados y a Ángeles en busca del gol. La posición de Emma fue todo un acierto, con menos obligaciones defensivas y centrada en la creación de juego, la franjirroja ha firmado un gran encuentro, jugando el balón con mucho criterio, asociándose con sus compañeras del centro del campo e intentando abrir a bandas para las galopadas de Iris o Sheila.

Con el choque encarrilado se produjeron dos circunstancias que cambiaron el devenir de la primera parte. Por un lado, la lesión de Carla Guerrero en el minuto 20 trastocaba los planes rayistas, entrando en su lugar Naima que ha estado muy bien y minutos más tarde iba a marcar el penalti definitivo en la fatídica tanda con la que se ha resuelto el partido. En segundo lugar, ha aparecido la argentina Flor Bonsegundo que avisaría con un lanzamiento de falta a la madera, para minutos más tarde provocar el penalti que trajo consigo el empate a uno y que anotaría Anita desde los 11 metros.

Tras el penalti llegaría el cambio obligado de Raquel Carreño en lugar de la lesionada Jeni y con ello el cambio de esquema, volviendo el equipo a la defensa de cinco con Carre, Andújar y Camila en el centro con Marta y Sheila de carrileras. Apenas cinco minutos después, la internacional albiceleste volvió a echarse a su equipo a la espalda y en una jugada personal cedería a Paloma López para que hiciera el segundo tanto onubense. En pleno apogeo visitante, la propia Paloma pudo poner el tercer gol en el marcador, pero su remate se marchó fuera por poco.

Tocaba una nueva remontada heroica de las nuestras en los segundos 45 minutos. En la reanudación el equipo buscó las incursiones por banda de Sheila que durante la primera parte apenas tuvo ocasiones de intervenir en el juego ya que el ataque se volcó constantemente en la banda diestra y la velocidad de Iris. Fruto de una cabalgada de Iris iba a terminar la jugada en juego peligroso de una defensora del Sporting de Huelva decretando la colegiada libre indirecto en el interior del área. Pese a la petición popular de penalti en dicha acción, la colegiada acierta señalando la falta indirecta. Momento para cruzar los dedos y confiar en un trallazo a la escuadra de Carreño, que lo buscó pero en el camino se encontró con la cabeza de una defensora, cuyo rechace peinaría Andújar y Pilar muy atenta haría lo propio para batir por alto a la portera rival. La hoy capitana, Pilar, ponía la rubrica a otro gran partido en el que tras la salida de Carla se ha multiplicado por tres en la faceta defensiva.

Minutos más tarde, Irene movía el banquillo y daba entrada a Auñón en lugar de Emma Marqués y se produjo un hecho que, tal vez, pasó desapercibido para mucha gente, pero que habla de la camaradería de este grupo y es que la propia Pilar entregaba el brazalete de capitán a su compañera Auñón recién ingresada en el terreno de juego.

El resto de la segunda parte solo sirvió para endurecerse el partido con acciones duras de una parte y de la otra, pero en el que saldrían peor paradas las nuestras. Es cierto que en una acción en la que Andújar derribó a una rival se hizo el silencio durante varios segundos en la City, pero la colegiada no decretó falta en lo que posiblemente debió ser la segunda amarilla y la consiguiente expulsión para la central. Algo que hubiese sido decisivo para el devenir final porque Paula, una vez más, se ha mostrado inexpugnable en los últimos compases del partido y en la posterior prorroga.

La que si iba a ver la cartulina roja por doble amonestación sería Sandra Bernal en el cuadro de Antonio Toledo, quedándose con 10 para afrontar los minutos finales del choque. Situación de la que no se ha beneficiado demasiado el Rayo al sufrir Sheila una lesión en su hombro en un forcejeo en la banda, viéndose obligada a abandonar el terreno de juego, igualándose los efectivos disponibles en ambos equipos. En los minutos finales todos rezábamos a Santa Ángeles de Vallecas, patrona de los goles postreros para que evitara una prorroga que tomaba forma cada vez más.

Llegaban los 30 minutos de tiempo extra con un Rayo Vallecano bastante fundido en el aspecto físico y con un Sporting de Huelva intentando que no se llegara a la tanda de penaltis, gozando de varias ocasiones de gol en las botas de Paloma López que junto a Flor han sido las más destacadas del equipo onubense. Dos jugadoras a tener muy en cuenta, de cara a poder incorporar en un futuro no muy lejano, si me leen los rectores franjirrojos (también vale que los huevitos de twitter les transmitan el mensaje si me leen).

Al no moverse el marcador tampoco en estos 30 minutos, nos veíamos avocados a la lotería de los penaltis y fue entonces cuando apareció Ana Valles para frenar en seco las aspiraciones onubenses de seguir avanzando en la competición. Iba a comenzar Auñón lanzando el primer penalti en un ejercicio de galones y veteranía, batiendo a Albina que solo pudo contemplar como entraba el balón. Posteriormente Pilar fallaría su penalti, tal y como hizo antes Patri Ojeda y después Cinta para el Sporting. Oriana no fallaría y pondría el 2-0 en la tanda, volviendo Ana a detener el penalti a Elena Pavel, tres de tres para la guardameta rayista. Turno para Carreño cuyo penalti detuvo Albina y gol de Bárbara para recortar distancias en el marcador y poner el 2-1. La presión era para Naima que sería la quinta lanzadora, si marcaba se acaba la tanda y el Rayo Vallecano estaba en cuartos de final y no falló, dando el paso a la siguiente ronda al equipo.

Una nueva mañana de fuertes emociones a cargo de nuestras guerreras franjirrojas que mitigan las penas rayistas que llegan desde otros equipos de club. Ahora a pensar en el Málaga CF que llegará a la City la próxima semana en la jornada 11 de la Liga Iberdrola. Aparcamos la Copa, pero de momento porque el Rayo Femenino nos invita a otra ronda. Una competición bonita, pero que en el día de hoy se ha cobrado un peaje en forma de lesiones demasiado caro. Ojalá las lesiones sean lo más leve posible y pronto Carla, Sheila y Jeni estén defendiendo la Franja.

Texto: Alberto Leva

Imagen: Javi LR