Mérito

Mérito

El Rayo B pone fin a su racha de imbatibilidad al caer por la mínima ante un superior Alcobendas Sport en su última salida del curso.

Una sola palabra que vale para hablar de muchas cosas. Pues tanto mérito tuvo el Rayo B para estar 12 partidos seguidos sin perder como lo tuvo el Alcobendas Sport para cortar esa racha de forma más que merecida.

Un sol de justicia calentaba de forma ostensible al escaso público que se acercó al Luis Aragonés a ver el último partido de la temporada regular en ese terreno, primando la sensación de que pudo haber sido una final y no lo fue, pues el empate de los vallecanos 11 días antes ante el Parla ya clasificó a los alcobendanos matemáticamente al playoff de ascenso, así que se jugaban poco más que la honra en su cita. Aun así, querían retomar ambos cuadros la senda del triunfo, para lo cual Luis Cembranos alineó un once tipo de los reconocibles durante la temporada para enfrentar a los de Emilio Ferreras, quien presentó a 4 ex del Filial de la Franja en su alineación: Molina, Dani Ramos, Iván Amores y Barca.

En el comienzo intentó el Rayo B tomar la iniciativa. Fueron apenas 10 minutos de llegadas a las inmediaciones de un área bien guarnecida por la defensa local, liderada por un excelso Dani Ramos, que impidió a los visitantes generar auténtico peligro. Supo aguantar el Sport para poco a poco irse haciendo con el balón y, primero con contras rápidas y después con jugadas de toque elaboradas, llevar el miedo al área rayista. Fueron muchísimas las ocasiones de los de blanco para anotar el primer tanto, algunas más que claras, pero por suerte para los franjirrojos estaba Miguel Morro.

El portero demostró que el mérito que ha tenido a lo largo de su primer curso en Vallecas, en el cual ha defendido las redes de Juvenil A y Rayo B con creces, se ha ganado entrenar con el primer equipo y ha jugado varias veces con la selección española sub-19, no es casual. Empezó el show de Morro con un mano a mano que le ganó a Sergio, quien entró en el corazón del área totalmente libre de marca y con todo a favor para definir. Aguantó el tipo el joven cancerbero y sacó el pie para desviar el disparo a córner. Al poco rato, Miguel hizo vuelo rasante para sacar una pelota que se colaba pegada a la base del poste derecho procedente de un disparo desde fuera del área. Con media hora de juego, el meta evitó por dos veces lo que claramente era el 1-0.

Se sostenía el Rayo B como buenamente podía ante el arreón del Sport. Eso no quiere decir ni mucho menos que los franjirrojos jugasen mal o no tuviesen ocasiones. Poco después de la palomita de Morro tuvo una internada por la derecha Javi Rubio, quien como cumpleañero generoso quiso ceder en el área chica a Ketu Kalvin, el hombre que generaba casi todo el peligro visitante. Pero el meta local Andrés adivinó las intenciones de Rubio y sacó el pie para rechazar el cuero antes de que llegase Ketu a rematar. Quizás fue esa la mejor oportunidad visitante, que no la única, de una primera parte con los porteros como figuras, pues si bien Andrés no tuvo tanto trabajo como Miguel Morro, se mostraban ambos igual de seguros y firmes. 0-0 al descanso, con el Alcobendas Sport teniendo más mérito para lograr una ventaja que no se dio por el portero de un Rayo B que se veía peor pero estaba vivo.

Comenzó animada la segunda mitad, con ocasiones en ambas áreas. La primera, en la local, en un centro a media altura al punto de penalti que Kalvin remató de volea, estrellándose el balón en el larguero, en lo que pudo haber sido un golazo del Rayo B. Casi en el acto llegó la réplica del Sport con una doble oportunidad en una cabalgada hacia el área de Sergio, a quien le salió al paso Morro para evitar el disparo. El cuero quedó suelto y fue a rematarlo David Barca, pero lo evitó Miguel Morro rehaciéndose de forma increíble para lanzarse a blocar el esférico. Comienzo que animó a propios y extraños en el Luis Aragonés, cuyo marcador seguía sin moverse aunque pareciera increíble.

Hubo que esperar a que se cumpliese la hora de juego para que se quebrase la resistencia al gol y se abriese la lata por parte del bando que más mérito hacía para lograrlo. Jugada rápida por la banda derecha, centro raso que pasaba a un Morro que excedía lo humanamente posible para un portero, pero aun así no pudo evitar que el balón le llegase a David Barca para empujarla al fondo de la red. El goleador del Sport, otrora jugador del Filial de la Franja, llevaba la alegría a la grada. Jarro de agua fría para el Rayo B que no por esperado dolía menos.

5 minutos después de anotarse el 1-0 se vinieron las primeras modificaciones. Luis Cembranos cambió su sala de máquinas con una doble sustitución de perfil ofensivo, retirando a Manu Navarro y Félix Ledesma por Guille Nieto y el juvenil Álex Cano, al mismo tiempo que Emilio Ferreras daba entrada a Fa por un exhausto y amonestado Pituli para reforzar el ataque local. Con las modificaciones, se veía al Filial de la Franja con ganas de buscar el empate, pero el otro equipo también juega, y en este caso se defiende muy bien. No lograban los vallecanos encontrar el hueco en la blanca muralla alcobendana para meterse en el partido.

Entrando en los 20 minutos finales, se tuvo la mejor oportunidad para equilibrar el electrónico. Un pase entre líneas encontró a Adrián Carrasco en la frontal y con velocidad para plantarse solo ante Andrés. Así se dio, optando Carrasco por la definición rasa, pero “Sito” le aguantó a la perfección y evitó el empate sacando ligeramente el pie para desviar el cuero. Parecía condenado a la resignación el Rayo B, que aunque se veía superado por su rival, no se rendía y lo intentaba de mil maneras para casi siempre acabar chocándose con el muro defensivo. Y en el otro área hubo algún que otro runrún por contras que podían significar la sentencia, pero que se quedaron en el aire.

Comenzaban los 10 minutos finales, y si bien no llegaba el 2-0 que finiquitase el partido en cuanto al resultado, si pasó algo que dejó herido de muerte al Rayo B. Un cóctel explosivo de impotencia, decisiones polémicas del colegiado y la ligereza con la que este lidiaba con las réplicas de los jugadores, propició que en un lapso de 3 minutos Pipe Sáez viera 2 tarjetas amarillas por protestar que le costaron la expulsión, y presumiblemente el final de la temporada, al capitán del Filial de la Franja. Incredulidad en el seno de un cuadro vallecano que se enfrentaba al más difícil todavía: sacar algo de un partido al que le quedaban 8 minutos más descuento y en el que tu rival te está superando tanto en el marcador como en el juego.

Con la expulsión quemó Luis Cembranos su último cartucho en el banquillo, retirando a Luis Aguado para ingresar a Pascual y que formase con Martín una pareja de “Alexancos” para rematar balones en el área contraria. Se intentó en lo que quedaba de tiempo reglamentario y en los 3 que se descontaron, incluso la última acción fue en el área local, en una falta que subió Morro a rematar y que cabeceó Kalvin ligeramente desviado, pero el marcador no se movió. El triple pitido anunció el final, no solo del partido, sino de una gran racha de 12 partidos invicto del Rayo B.

En la temporada, el Alcobendas Sport hizo más mérito para clasificarse al playoff de ascenso, y en el partido lo hizo para llevarse la victoria. Pese a ello, el Filial de la Franja plantó cara, tanto con 10 como con 11, y vendió cara una derrota que por otra parte era justa. Este tropiezo, unido a la victoria del Villaverde San Andrés en Alcalá, hace que el Rayo B caiga a la 6ª posición con 59 puntos, uno menos que los villaverdinos, cuando solo queda una jornada. La despedida de la temporada será el próximo domingo en la “City” con un duelo de filiales contra el Getafe B que quiere, y tiene en su mano, ser campeón del grupo VII de Tercera División.

FICHA TÉCNICA

Fútbol Alcobendas Sport: Andrés (p.), Gallardo, Molina (cap.), Dani Ramos, Gonzalo, Leo, Iván Amores, Pituli (Fa m.66), Maganto (Kang m.76), Sergio y David Barca (Rober m.70).

No utilizados: Toni (p.s.), Javi, Carlos y Marcos. Entrenador: Emilio Ferreras.

Rayo Vallecano B: Miguel Morro (p.), Luis Aguado (Pascual m.84), Pipe Sáez (cap.), Meseguer, Martín, Félix Ledesma (Guille Nieto m.66), Javi Rubio, Ángel Algobia, Kalvin, Manu Navarro (Cano m.66) y Carrasco.

No utilizados: Josete (p.s), Igor Rojo, “Killer” Bercedo y Oliva. Entrenador: Luis Cembranos.

Árbitro: Sr. Torres Carrión. Expulsó por doble amonestación a Pipe Sáez en el Rayo B. Amonestó a Pituli, Iván Amores, Andrés, Rober y Molina en el Alcobendas Sport y a Martín y Carrasco en el Rayo B.

Gol: 1-0, m.61, David Barca.

Estadio Luis Aragonés, unos 150 espectadores. Partido correspondiente a la 37ª jornada del Campeonato Nacional de Liga, Tercera División, grupo VII. Mañana soleada y calurosa. Césped artificial en condiciones aceptables para la práctica del fútbol.

Informó Jorge Morales García. Imagen de Iván Díaz.