Barrio Sésamo: Cómo salir airoso de una Junta de Accionistas del Rayo Vallecano

12/04/2016
Barrio Sésamo: Cómo salir airoso de una Junta de Accionistas del Rayo Vallecano

Sigue estos sencillos pasos para no pasar un mal trago

¡Bienvenidos amigos! Hoy vamos a aprender Cómo salir airoso de una Junta de Accionistas, como la celebrada el pasado miércoles en la Ciudad Deportiva del Rayo Vallecano. El de Madrid, claro; parecerá evidente, pero por si acaso os lo explicaremos a continuación.

Para comenzar, vamos a ponernos todos en situación. Una Junta de Accionistas es una reunión anual que, por ley, debe celebrase para tratar los asuntos ordinarios de una sociedad anónima, y en este caso, deportiva. Los asuntos ordinarios en el Rayo son la aprobación de las cuentas anuales, aprobación del presupuesto para la presente campaña, estado y mejoras del estadio, etc. Digamos que lo extraordinario es, por ejemplo, tener que emplazar la aprobación de las cuentas a una Junta Extraordinaria, que debe convocarse en un plazo de cuatro meses. Pero tampoco es de extrañar en un club que convierte lo normal en extraordinario a menudo.

Otra peculariedad de las Juntas de Accionistas del Rayo Vallecano (de Madrid) es que más que una reunión de socios parece una conferencia de prensa de Cristiano Ronaldo explicando por qué marca tantos goles a porteros principantes. Simulación:

Los peores piscinazos 6

– Sabemos que eres todopoderoso, pero a veces haces trampa, ¿verdad?

– No

– Pero en las imágenes del penalti aquel que se ve claro que no es…

– Falso

– ¿No te has tirado nunca a la piscina?

– Jamás

Se le podrá creer o no. Sabemos que la mayoría no creéis en todopoderosos porque si estáis leyendo esto seréis, precisamente, Matagigantes. Una vez situados, continuemos con unas cuantas lecciones para no salir demasiado aturdido.

Lección 1: Cómo disipar las dudas sobre si eres un testaferro de los Ruiz Mateos

the-great-gatsby-smile

Maldito sambenito el que le cayó al accionista mayoritario, cuyo único pecado fue comprar una institución de casi 90 años de historia en las segundas rebajas. Por más que desmienta su relación con los anteriores dueños del club con la mejor de sus sonrisas –no conozco a los Ruiz Mateos– no queda del todo claro si realmente se ha borrado todo rastro de aquella lacra. Se hace aún más incomprensible cuando, en fecha del presente año, continúan apareciendo los nombres de Teresa Rivero (ex presidenta), Álvaro Ruiz Mateos (hijo) o Félix Uceda (ex gerente), entre otros, como apoderados en los papeles del registro mercantil y en los del Patronato de la Fundación. Al oír estos nombres, no te levantes de tu asiento con aspavientos; permite que otros aleguen que no es verdad, que ya renunciaron a su cargo y que es otro error a subsanar… más adelante.  ¿Cómo va a tener esa gente poder, si te necesitan a ti? Estad tranquilos.

Al fin y al cabo, para empezar una nueva era tampoco es tan necesario cortar con todo lo negativo de raíz -a veces la vida es injusta-. Jesús Fraile, reconocido por muchos como una ‘bellísima persona’, volvió al club tras su despido por ser, según creen algunos, engañado y embaucado por los anteriores dirigentes, quienes le usaron y después ‘lo dejaron casi en la mendicidad’. En estos últimos meses se le ha encargado la gerencia de un nuevo negocio del Rayo Vallecano, La Franja Sport Café. SI alguien pide explicaciones, hambriento de aires de renovación, añade que siempre ha sido muy diligente en su trabajo y que todo lo ha hecho por amor al Rayo.

Lección 2: Cómo montar un negocio sin dar explicaciones

Inevitablemente, los tiempos cambian y hoy en día un club de fútbol no sólo de marcar goles vive. En algunos momentos, esta frase se pronuncia con cierto optimismo; y es una pena. Por eso es mejor diversificar el negocio, como toda buena empresa que se precie. Lo ideal es empezar por el sector que mejor funciona en nuestro país: el de la hostelería. Si además da la casualidad (bendita casualidad) de que los hermanos Cota deciden deshacerse de pagar el alquiler del restaurante del estadio, mejor que mejor. Lo más inteligente es crear una empresa y llamarla, por ejemplo, Franjirroja de Hostelería, SL., 100% participada por el Rayo Vallecano, para gestionar el arriba mencionado La Franja Sport Café. Un lavado de cara y fútbol a raudales es el comienzo para mantener contenta a la afición. Lo demás, que vaya llegando.tumblr_n77hc9WBQr1rs0beeo1_400 (1)

A continuación, se puede saltar el charco para agrandar tu marca. Hacer las Américas casi siempre es un acierto porque allí todo está en continuo crecimiento. Un ejemplo es el aumento del interés de los americanos por el fútbol que allí llaman soccer. No está tan mal invertir unos cuantos dólares –1’5 millones de licencia para formar parte de tan excelso grupo, más 3 millones de capital social- en el 65% una franquicia que arrase en la NASL (North American Soccer League). Hasta a Javier Tebas, presidente de la LFP le parecerá una ganga. Al mínimo runrun manda a Yuma para pintar la franja entre tanto campo en barbecho y lanza la ilusión de tantear a algún jugador de la talla de Samaras. ¿Imagináis que…? Funciona. ¿Y si sale mal…? Pon ejemplos de fichajes que han terminado siendo un fiasco y haz una comparación. Si se te dan mejor los números, aplica una regla de tres. Infalible.

Pero, por favor, no olvidemos cuidar la planta de la que brota todo. Para mantener la matriz a flote es imprescindible contar con el apoyo de un gran sponsor. Qbao.com nos sirve. Los anunciantes chinos suelen dar problemas, sobre todo, en pretemporada. Es clave dejar claro nunca un patrocinador puede imponer un fichaje. Debe ser el club el que se aproveche del patrocinador para fichar -gratis- a quien crea conveniente aunque no convenga en absoluto. Para eso le deja el mejor espacio en su camiseta y en sus instalaciones, faltaría más.

*NOTA: Quede claro que de todos estos asuntos se informa en la Junta de Accionistas por compromiso de transparencia, no porque sea estrictamente necesaria su aprobación.

Lección 3: Cómo ser popular

Barrer la mierda debajo de la alfombra está bien en algunos casos, pero no sirve para librarte de pagar las reformas del Estadio de Vallecas. Si vives de alquiler, pon a parir al casero. ¿Te ofrecen opción a compra? Teniendo en cuenta cómo está el mercado, mejor ser prudente y esperar.

Otra factura: ¿Cuánto cuesta jugar en Europa? Al Rayo, recurrir al TAS nada, unos 40.000 euros de nada. La mitad, tasas burocráticas. ¿Acaso tiene precio dar una alegría al club en pleno concurso de acreedores? Sin duda, ondear por Europa tu bandera no tiene precio.

Hablando de banderas… ¿qué escudo llevaría? El de la V de RVM en rojo, el anterior, el actual… todos valen y significan lo mismo. ¿Que a otro le gusta más lo de ADRV? Allá él. Venga, va, no perdamos tiempo con esto. A fin de cuentas lo importante es lo deportivo y este año –con todo lo que hemos invertido– lo estamos pasando mal. Hay que tener asegurada la permanencia lo antes posible. Ganar los tres próximos partidos no estaría nada mal. ¿Pero y lo de la renovación del entrenador? Todo a su debido tiempo. Ya se hablará.

*NOTA: En caso de no ver muchas caras de convencimiento, repite ‘Estar en Primera’. Son palabras que siempre hacen ECO ECo eco.

Lección 4: La sonrisa final

Si la Junta de Accionistas entra en terreno farragoso, cuidado. La democracia está sobrevalorada, así que no hay que dejarse llevar por invitaciones a vender parte de las acciones que se compraron en aquellas exclusivas rebajas; y menos a quién sabe quién. Apóyate en argumentos personales para sostener el rechazo de ofertas “mareantes” por la venta del club y, con suerte, ya todo habrá pasado pronto. Atúsate el cabello, acomódate el traje, sonríe.

 

¡Hasta la Junta Extraordinaria!